martes, 13 de septiembre de 2016

REFLEXIONES ACTUALES.

Amigos invisibles.  En el tardío razonar de la existencia y porque “la juventud se va de prisa como el viento”, según recuerda una melodía del cantante Ramón Armengod, alguna vez me he preguntado si mis tantos escritos que ya pueden sumar varios  volúmenes,  han sido suficientes  para aclarar muchas de las facetas personales como intelectuales  que he podido tener a lo largo de la expresión vital, y porque considero egoísta que tantos hechos ocurridos por sobre mi cabeza hayan quedado para algunos fuera como en el limbo de una realidad poco estudiada, lo que en verdad ahora me preocupa frente al más de medio millón de lectores de este blog, y por cuya razón debo ser más expresivo hacia el entendimiento fraternal, como así lo deseo. Para esto pienso, pues, imitando al canguro iniciar con saltos representativos de eso que llaman el flujo vital, a objeto de poder cumplir  a medias esta sinuosa tarea informal pero si llena de momentos  necesarios para resucitar el  buen entendimiento de tantos  hechos realizados que pudieron llamar la atención de muchos interlocutores a objeto de cumplir en algo tal empresa  necesaria para la comprensión, a medias, de mi vida, y por ello debo aclarar que nací en los Andes de Venezuela (Trujillo), con familia binacional (Colombia y Venezuela) y que por esos trasteos  de la existencia errante me fui formando de un carácter  investigador  por reflexivo que desde niño me enseñó a  pensar sobre el quid de las cosas y de sus variables resultados.  De esta manera práctica pero  magisterial y hasta deductiva pude sacar ejemplos que me siguieron a lo largo de los años valiéndome de ellos para fundar  una suerte de ciencia conductora que me ha hecho como lo que por naturaleza soy.
Pasaron tantas lunas  en la forja del saber, con que he podido transitar el mundo como pocos, quizás por el camino de la suerte adelante, acaso la empatía o amistad y también mediante el uso de  la rectitud, de donde  recorrí  saberes  por universidades y estudios de otros mundos aislados, en cuyo regazo lejano comenzara a pensar de otra manera diferente para con las bases y ejemplos de una vida familiar  inolvidable iniciarme por  el largo camino del ser existencial cargado de enseñanzas, de donde pronto dentro y fuera de Venezuela pude sacar ejemplos que han servido como de acicates y pensares diversos  que aún me empeñan en ser algo distinto cuanto  original. Ya he dicho en estas extensas páginas del blog  sobre el camino trazado de antemano para así sostener la carga aluvional de una existencia, y como después de los veinte años  abriendo los ojos europeos  fui separando  la caparazón dogmática anterior para entrar en otra nueva etapa ya de adulto perseguidor del viento o las hazañas. Allí se abrió lo que quizás he podido ser y hasta a donde he querido alcanzar no solo en el camino profesional del derecho, que escogiera por vocación inicial y los ancestros, sino también  en algo más atinente a la sapiencia  del ego como tal, o parte de una filosofía de la razón, la que he cargado en tantos años de experiencia continua y lo que dio  como resultante tal vez modesto el poder publicar  algunos treinta libros  de vivaz contenido diverso,  otros trescientos trabajos aparecidos en la prensa nacional principalmente, (en la Biblioteca del Congreso de Washington se puede consultar con veinte apartes sobre el tema) , y sin jactarme de ello porque soy de una modestia asegurada también aparecieron  infinidad de artículos dispersos que han visto su luz a lo largo del tiempo sin que yo pueda ahora apreciar el estimado final, porque no soy arúspice ni algo por el estilo. Lo que sí aspiro dejar sentado aquí es la inmensa satisfacción que tuve, y quizás por el carácter jovial que me acompaña,  de haber compartido tantos gratos momentos  con amigos venezolanos y extranjeros por cuyas vías del buen entender, o sea de aprecio personal, pude llegar a ser como algo  intelectual o ligado a esos dispersos manejos del espíritu   dentro y fuera del país, por lo que, valga el ejemplo, en limpias votación  se me nombró Presidente de los Escritores de Venezuela en dos ocasiones, e igualmente del Instituto Venezolano de Cultura Hispánica por dos períodos, y mediante esas travesuras de la suerte  que es buena asistí a numerosas reuniones  políticas e intelectuales dentro y fuera del país, fui condecorado varias veces y otros reconocimientos que se me hicieron oportunamente, mientras  traje a Venezuela importantes escritores de actualidad, y otros detalles  que son conocidos pero que acaso mi modestia consultada con el astuto hipotálamo  no permite insistir sobre ello aunque el polvo del olvido se los pueda llevar. Valga insistir  que para mejor entender sobre lo que ahora escribo es necesario repasar mi libro “50 veces yo”, editado en Caracas el año 2.005, como también el utilísimo “La visión interior” (Flasoes. Caracas, 1996).
Sin embargo y porque  el corazón manda en ese sentido del recuerdo, para salvarlos de cualquier naufragio referido a tales apuntes nemotécnicos voy a dejar sentados algunos  cariños especiales que tuve con relación a estos hijos producto de la mente, acaso  la oportunidad  y hasta de sus hazañas que abren un poco más ese laberinto vivido desde el más allá  de que ahora se nutren  mis lectores  o críticos  que ustedes con su amabilidad  y sabiduría podrán  aquello querer como yo los he amado. Y en esto ya me estoy refiriendo a libros que trascienden  como “El sentido de la tradición”, tan ligado a mi sangre y que se editara en Bogotá en las prensas del expresidente Belisario Betancourt. Un poemario lo siguió, que fue “Europa prolífica”, o visión personal cuanto poética de lo que entonces para vivir viviera. Pronto apareció impresa en Madrid  la biografía del conquistador extremeño Diego García de Paredes, de renombre perdurable por sus hazañas en América. Luego tocó en suerte la impresión de un trabajo de análisis  sobre el  aporte de mi tierra trujillana al pensamiento en Venezuela, siguiéndole de cerca el poemario “Calzada de todo tiempo”, con palabras iniciales del académico Joaquín Gabaldón Márquez,   y  el  para  mí bello libro “Caracas, soledad”, con introito liminar del entonces Presidente de la Academia de la Lengua pbro. dr. Pedro Pablo Barnola, s.j.  Siguieron sobre ese ritmo tres trabajos históricos, uno empeñado en publicar, que fue “Las verdades y la Historia”, donde acomodé los puntos sobre las íes de lo que yo entendía, y sobre el mismo sino  apareció  la primer biografía conclusa  del ilustre filósofo chileno fray Alonso Briceño, editado por la Universidad Católica Andrés Bello de Caracas y con prólogo del director de la Academia de la Historia  Carlos Felice Cardot.  Así salió también otra biografía importante, esta vez del capitán Juan Pacheco Maldonado, y pronto tercio de nuevo hacia la poesía, para publicar algo sentimental, americano, o sea “De este lado del mundo” (Ediciones Casa del Escritor). “El pensamiento histórico venezolano” fue otro trabajo  solicitado que se publicara  a página entera en el diario caraqueño “El Nacional”. Y mi  “Discurso barroco” fue leído cuanto también  publicado  para inaugurar el concurrido II° Congreso de escritores venezolanos, institución de la cual  entonces era Presidente.  El próximo libro ya inicia otra etapa de mi vida, esta vez humorística,  que siempre me llamó la atención, y así el humor bien  entendido  se expandió  con “La verdadera historia de los trece apóstoles”,  editado por Marymar de Buenos Aires y que se presentó en la Feria Internacional del Libro en Francfort (1982).  Como nuevo texto y sexto del catálogo  poético apareció “Cantos Asiáticos”, luego del viaje fructífero que hiciera por aquel continente colorido. Después tocó el turno a ese conjunto de libros y escritos para analizar el genio y la figura  novelesca  de Simón Bolívar desde distintos ángulos y facetas, como este de “Los amores de Simón Bolívar”, publicado en varias ediciones, y luego la “Historia oculta de Venezuela”, que vale mucho decir, con 1600 y pico de notas alusivas, que pronto fue agotado.  Siguiole “Veinte crímenes inolvidables”, referidos a Venezuela y en el contexto histórico, que fue vendido con rapidez, y otro también de distracción mental que se titula “El laberinto loco”, prologado por el brasilero Fagundes de Menezes, presidente de la Unión Brasilera de Escritores, edición hecha por Planeta en Bogotá y que también desapareció pronto de los estantes aunque todavía me río de su excesivo  humor. Tengo otros trabajos  publicados para todo lector, como “El libro de las profecías”(605 reflexiones), con que algunos se desternillan o atornillan de risa  porque en ello no son serios, y otros textos por el estilo, es decir “Adán y Eva se odiaban” (como  lo lee), “Una torta para cuatro gatos”, “Diccionario general de los indios cuicas”, “La vida íntima de Los Presidentes” de Venezuela, editado por Domingo Fuentes, en cinco tomos, desde luego también agotado,  y dentro de esa como verá apreciable suma de publicaciones  en que aquí dejo algunas afuera por la cuestión de espacio (varios libros menores con Panapo, etc.), voy a cerrar sin broche de oro y riéndome también, ¿porqué  no?, por ahora, con el inapreciable libro “Marco y retrato de Granmont” (Francia y  el Caribe en el siglo XVII),  de la Universidad Simón Bolívar, presentado en nuestra embajada en París en mayo de 1.999, personaje que me hizo visitar varios países y lenguas para poder escribirlo, como también la novela inolvidable “Si el papa fuera mujer” (Juana la papisa (822-857), y “Los 42 firmantes del Acta de Independencia”, libro además de serio publicado por la Academia Nacional de la Historia. Pero eso es  materia  de otra cuanta, porque como la oportunidad la pintan calva aún tengo mucho para contar.

VENTANAS AL AIRE.

1)      RU.8-1953. En la plaza Stalin de Budapest estoy presente, poco antes de ser derribada la enorme estatua en bronce de dictador soviético mediante una insurrección popular. 

2)      RU. Casa del Escritor. Caracas. Inauguración de placa  alusiva al Congreso Internacional de Escritores  realizado en Caracas. A su lado se encuentra el epistemólogo y maestro mejicano doctor David Ferriz Olivares.

3)      1-1984. Elecciones en la Asociación de escritores (400 y tantos votantes), siendo reelegido  el Presidente  Ramón Urdaneta.

4)      RU.11-1985. El presidente Urdaneta asiste en la Asamblea Nacional de París, como Delegado por el pueblo Saharaoui (ex colonia española) para la liberación e independencia  de este territorio norafricano. A su lado el embajador Juan José Monsant.

5)      6-1.994. Conferencia pronunciada por Ramón Urdaneta en la Casa Rómulo Gallegos (Celarg) bajo  el título “Por los ojos de Borges” En la foto del acto a su derecha se aprecia el embajador de Bulgaria Slabomir Gueorgiev, gran amigo del escritor, fallecido pocos días después  por un infarto al corazón.

6)      RU. 24-4-1981. Reunión de trabajo en Damasco con Alí Okla Orsan; Presidente de la Unión de Escritores Sirios, como invitado especial  al evento de confraternidad. Al lado derecho  de Urdaneta se encuentra al embajador de Venezuela en Siria, Hernán Calcurián Rojas.

7)      RU. 11-1993. Mesa Directiva del Tercer Congreso de Escritores Centroamericanos. (Parlacen), Guatemala. Urdaneta, presidente de Flasoes es el cuarto a la derecha. Y tiene la palabra el novelista  Marco Tulio Ordóñez.

8)      1.976. General Fernando Paredes Bello, Ministro de la Defensa, al lado de Ramón Urdaneta. Recepción del I.V. de Cultura Hispánica.

9)      RU. 1.980. Manila, Filipinas. Universidad de Manila. Conferencia sobre Venezuela, colmada de estudiantes y recepción posterior en el campus, preparada  por el embajador venezolano  Ignacio Luis Arcaya (residente en Australia). La conferencia fue en español con traductores y música  latina.

10)  9-1982. RU. Visita a la Unión de Escritores de Rumania durante su permanencia como invitado especial. Estoy saludando al Presidente, situado a mi derecha.

11)  RU. 19-7-2.OO1.   Incorporación de Ramón Urdaneta como miembro de la Academia Nacional de la Historia, cuando lee el discurso de ingreso académico.

12)  RU. Base aérea La Carlota  de Caracas. Ramón Urdaneta  es condecorado y recibido como miembro de la Asociación Venezolana de Derecho Aeronáutico y del Espacio. Presencian este acto el ministro de la Defensa general Paredes Bello y el Fiscal General de la República José Ramón Medina.

13)  1.980. Cena Anual del Escritor. Hotel Tamanaco. Ingreso del Presidente Luis Herrera Campíns  a la llamada Cena del Escritor. A su lado, a la derecha, el Presidente de la AEV Ramón Urdaneta, y a su izquierda el Director de Protocolo de la Cancillería, Marcos París del Gallego.

14)   RU.8-5-986. En la Cruz Roja Venezolana su Presidente Mario Villarroel Lander  condecora con la Orden Antoine Pinaud, en Clase Única, a Ramón Urdaneta. A su lado presencia dicho acto el doctor Luis Manuel Carbonell,  Ministro de Educación, también condecorado en la ocasión.

15)  RU. 10-1984. De visita en Sofía para asistir al Congreso Mundial por la Paz, Urdaneta igualmente se hace presente en el Palacio Presidencial, donde en  esa capital  saluda al entonces Presidente Todor Zhivkov, a quien además acompaña un Vicepresidente (al fondo de la fotografía).  

16)   RU. 20-1-2.012   Homenaje rendido  por las fuerzas vivas, universitarias y culturales  a Ramón Urdaneta en su tierra natal, incluido el valerano Diario de los Andes.

17)  RU. Urdaneta  y su gran amigo embajador de Argentina Héctor Hidalgo Solá  en acto cultural de la Asociación de Escritores, en el Hotel Tamanaco de Caracas. Días después Hidalgo Solá fue asesinado vilmente en Buenos Aires  por secuaces del Presidente general Videla..

18)  1.984. RU es condecorado en la Asociación de Escritores con la orden Francisco de Miranda, por el gobierno nacional.  


19)  . 1.980. RU diserta en Tokio ante un grupo de profesores universitarios   en especialización que esperaban por su arribo, en la universidad de Tokio.

20)  9-1.951. RU. En Rabat (Marruecos) frente a la Mezquita del Sultán,  acompañado del banquero venezolano Gaetano Dimase.

21)   3-l.982. RU es condecorado en la embajada de Bulgaria, en Caracas, por el Vicepresidente visitante de esa república, con la Orden 1.300 años del Estado Búlgaro, en Clase Única.

22)  RU. El presidente Luis Herrera Campíns visita la Asociación de Escritores y presencia la maqueta de una nueva sede.  A su lado Ramón Urdaneta.

23)  26-2-l.984. En la Asociación de Escritores  de Venezuela es condecorado su expresidente con la Medalla Institucional que el impone  el presidente Ramón González Paredes.

24)  1.984. Para la galería de expresidentes es develado el dibujo a plumilla de Ramón Urdaneta, con la asistencia del siquiatra y conocido escritor Francisco Herrera Luque.

25)  RU. 3-1974. En la Casa Andrés Bello homenaje especial rendido por la Asociación de Escritores al ilustre filólogo argentino  Ángel Rosenblat. En el uso de la palabra está el  presidente Ramón Urdaneta.

26)  27-6-2001. Imposición de la Medalla  Lucila Palacios, del Círculo de Escritores, a Ramón Urdaneta, en la Sede caraqueña de Banap.

27)  1.982. Primer Congreso de Escritores  Latinoamericanos de la AEV y realizado en la Casa Andrés Bello, con 17 escritores extranjeros invitados. En el uso de la palabra se halla Ramón Urdaneta. Sentado, a la izquierda se encuentra Arturo Uslar Pietri.


28)  RU. Banda de Presidente del Instituto Venezolano de Cultura Hispánica.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada